XXXII

Querer rebobinarse para encontrar ese momento
donde dejar de apuntarse
donde la ecuación resulta en el perfecto acomodo del sentido y la forma

¿Con qué novedad despiertas?
Pues la incertidumbre
es la estancia de las ilusiones y esperanzas
que silente aguarda un asalto de humanidad
salir
correr
tomar todo lo que nos pertenece
descubrirnos y abrazarnos
en el fuego de la inquietud
hasta que nos completemos
llegando al hartazgo de ese extraño reinicio

Un nuevo comienzo
gimnasia plástica aplicada
que demuestra como la práctica nos hace nuestros

Anuncios

Soltar, caer y confiar

Aunque la mierda a veces se me da bien
pretender estár de pie
es querer vivir controlando
una trabajosa angustia equilibrada
en un oprimido sin sentido
que solo busca alcanzar su inicio
pues soltar, caer y confiar
nos transformaria en cercania
apego que apaga
en un fácil programa
S
O
L
E
D
A
D
acaba la desesperanza
autosaboteate
y recuperate

(me)

Moscas acompañan mi camino
revoloteando en pantanosa repugnancia
pues así (me) comprendo
una bestia excusada en prejuicios fallidos
AUTOconvencimiento somos
Apatía es lo tuyo
y soledad absoluta
acompañan tu silencio andar

Ahogado por la respiración
cada paso es hundirse
cada esfuerzo es caer
resistir la peor opción
silencio siempre el silencio
observo como la punzante oscuridad
se apodera en un profundo abrazo
ósmosis purgante
prisión errante
pues decepción es lo que soy

Decepcionismo

Me encontre perdido
en la ya penosa tarea
de reencontrar los pedazos que el mar devuelve
pues mi sombra ha explotado
intentando romper la inmensidad de esas palabras
que fulminan el sentido común

Esperando confianza
esperando siempre la expectativa
rompe en decepción
recibido castigo
¿Pues querias confianza?
Entonces mira hacia adentro
condensa y explota pretendiendo que cada esquirla encienda hasta el fuego mas lejano

Dicen que la destrucción es el primer paso
pues toma lo que va quedando
y apunta el odio mas cargado hacia lo que te destruye
sin pensarlo explota
dispara
y hiere
pues volver a buscarse ya no vale la pena

Cada vez me sale peor

Pues es la propia incineración
un atentado al propio sustento
hacer frente al espejo
termina siendo una batalla diaria
donde el despertar inicia la debacle
la noche mientras debate
ligera e hilarante
propone perpetuidad al desastre
mientras termina por definirnos
en un iluminado silencio
que adhiere la culpa destructiva
propia destruccion que siempre termina igual
acabada por el rocio del placer culpable
limitante que exagera
pues se apodera y pesa
del sospechoso movimiento
pues sobre mi libertar estoy mintiendo.

No sé como terminar

Pretender la tranquilidad
cuando la muerte llena el espacio frente al espejo
querer estar bien
son solo pretextos para solucionarse

La fria brisa acaricia mi hombro
en una tentadora invitacion
pues si todos somos machitos
llorar no es mas que una mentira para liberar

Esconderse entre temblorosas rodillas que aun aguantan de pie
el frio
la rabia
y lo poco que nos va quedando

Sobre los miedos y el compromiso

Creer que este frágil equilibrio se puede mantener
es intentar amarrarse a lo seguro
dejando que el peso de la normalidad actue
es no querer mirar de frente
y avalar la perpetuidad del egoismo
si he de hundirme
que sea por mi propio pánico

La dominación actual no es más que miedo
parecido a la desesperación
precio pagado por la necesidad
reafimando la necedad
de un abrazo explosivo
que con el alcance más atinado
reconforta cualquier intento con su paralizante calidez

Esperando que todo camine
solo encontramos el pedregoso suelo
que nos llama como del amor más hermoso se tratase
ganar o perder
siempre va a dar lo mismo
pues al final del día el ciclo vuelve a comenzar